top of page

¿Qué es la firma electrónica?

Actualizado: 10 ago 2022

¿Sabes cuáles son sus ventajas, tipos, funciones, alcance y límite legal? Si aún no conoces esta novedad, en este artículo vamos a aclarar algunos aspectos importantes.



¿Cuál es el impacto de este recurso para los flujos y procesos internos de tu negocio?


La transformación digital ha cambiado la dinámica del mundo de los negocios: todas las empresas necesitan adaptarse para ganar una mayor cuota de mercado.

Computación en la nube, 5G, la Internet de las Cosas (IdC) —también conocida como IoT, debido al acrónimo en inglés para Internet of Things— y la realidad virtual están en el tope de las innovaciones que prometen cambiar la manera de consumir y de relacionarse con el consumidor.

En este tsunami de tecnologías existe una que es fundamental para incrementar la productividad empresarial y es transversal para todos los segmentos: las firmas electrónicas.


¿Qué es la firma electrónica?


Primero que todo, existe un amplio conjunto de autenticaciones electrónicas involucradas en el mismo grupo de las firmas electrónicas:

  • Certificados digitales.

  • Firmas digitalizadas (en papel).

  • Reconocimiento de IP.

  • Biometría.

  • Token.

  • Autenticación con log-in y contraseña (por ejemplo, para internet banking).

  • Autenticación social (con redes sociales, como LinkedIn).

  • Otras.

La firma electrónica es un término que en general representa el tipo de autenticación que sustituye a la firma autógrafa, es decir, aquella manuscrita en papel: de hecho, es la forma más simple de autenticar un documento, ya que utiliza medios informáticos para completar una solicitación de consentimiento.


Actualmente, existe un gran incremento en la adopción de este tipo de autenticación en todo el mundo para formalizar acuerdos y negocios de cualquier índole.

Así, la firma electrónica tiene varios tipos según su alcance y su propósito. ¿Cuáles son? ¡Veamos de inmediato!


Tipos de firma electrónica en México


Los documentos escritos y firmados a mano ya son obsoletos para el mundo en que vivimos: las firmas electrónicas son parte de la transformación digital, ya que aceleran los procesos y trámites, otorgando un sinnúmero de beneficios para las empresas.


Hoy en día, existen 4 tipos de firmas electrónicas legales y vigentes en México, las cuales son:


1. Simple


El artículo 89 del Código de Comercio define la firma electrónica como “los datos en forma electrónica consignados en un Mensaje de Datos, o adjuntados o lógicamente asociados al mismo por cualquier tecnología, que son utilizados para identificar al Firmante […]”

La verificación pasa por un usuario y una contraseña para poder firmar digitalmente.


2. Avanzada


La firma avanzada es el conjunto de datos y caracteres que permite la identificación del firmante, creada por medios electrónicos bajo su exclusivo control. Por lo tanto, está vinculada únicamente al firmante y a los datos que le identifican como tal, brindando la posibilidad de que ante cualquier intento de modificación de estos, este pueda ser detectado. Así, este tipo de firma tiene el mismo alcance que la firma autógrafa.


Por otra parte, el artículo 97 del Código de Comercio considera que una firma electrónica está avalada si cumple con las siguientes condiciones:

  • Los datos de creación de la firma corresponden exclusivamente al firmante.

  • Estos datos deben estar en completo control del firmante.

  • Es posible identificar cualquier cambio o alteración a la firma electrónica una vez hecha.

  • Es posible detectar cualquier alteración a la integridad de la información del mensaje de datos después del momento de la firma.

Asimismo, se distingue de la firma electrónica simple gracias a estos elementos:

  • Funcionalidad: Satisface el requisito de la firma autógrafa y pertenece exclusivamente al firmante.

  • Autenticidad: Se puede comprobar la identidad del firmante y garantizar fiabilidad de la misma.

  • Integridad: Utiliza medios tecnológicos para determinar si el contenido del mensaje de datos ha sido alterado.

  • No repudio: El emisor no puede negar la autoría del contenido firmado.

  • Confidencialidad: Solo el firmante está autorizado para descifrar el contenido de un documento.

Como puedes apreciar, ¡evidentemente estás muy protegido con este tipo de firma!


3. Digital


La firma digital involucra un conjunto de datos en forma digital, los cuales son transferidos en un mensaje de datos —adjuntados o asociados— con el fin de identificar al firmante e indicar que se aprueba la información recogida.


4. Biométrica


La firma biométrica es aquella realizada del puño y letra del firmante en dispositivos digitales, tales como tablets o teléfonos inteligentes: su objetivo es identificar al firmante, pero depende de parámetros mecánicos, físicos o biológicos, como la huella dactilar, por ejemplo.

Con esto en mente, es necesario marcar diferencias entre ellas y otras que son asociadas a la firma electrónica.


5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page